UN BIZCOCHO DE LIMÓN Y POLENTA CON FRESAS EN VINO TINTO

18 nov. 2013 16 comentarios en esta entrada

English version

Me han regalado un kilo de polenta, alguien que ha estado en Italia. La polenta son cereales (llamadas a veces gachas), típicas del norte de Italia aunque consumidas también en países como Argentina y en algunos países del este. La mía tiene harina de maíz, se que hay de otros tipos. Yo la he comido en Italia mezclada con la patata e incluso frita en forma de pastelitos. No se si me gusta mucho dentro de los bizcochos, al final queda una textura un poco "terrosa", pero frita y con la patata es deliciosa. En cualquier caso, quería probar esta receta que tenía por ahí guardada.




BIZCOCHO DE LIMÓN Y POLENTA CON FRESAS EN VINO TINTO

Esta ha sido la tarta de los chicos para la Sociedad. He cortado un trozo para la foto. No había tiempo para más.



INGREDIENTES
Para el bizcocho
130 gramos de harina
1 cucharadita y media de levadura
120 gramos de polenta
3 huevos grandes enteros y dos claras
170 gramos de azúcar
1 ralladura de limón y el zumo de dos limones
80 ml de aceite vegetal y una cucharadita mas para engrasar el molde
170 ml de buttermilk (170ml de leche entera con el zumo de un limón y dejarlo reposar durante 10 min sin remover)

Para el vino con fresas
300ml de vino tinto
1 rama de vainilla
170 gramos de azúcar
2 cucharaditas de vinagre balsámico
300 gramos de fresas partidas por la mitad

PROCEDIMIENTO
Precalentar el horno a 180º
Engrasar el molde.

Tamizar la harina con la levadura en un bol y añadir la polenta.




En otro bol, batir los huevos, las claras y el azúcar hasta que la mezcla esté clara de color y haya engordado un poco, mas o menos unos 3 minutos. 




Añadimos ahora la ralladura de limón y el zumo a los ingredientes secos, la harina la polenta y la levadura. 



Incorporamos la harina con los demás ingredientes a los huevos que hemos batido hace un momento.



Colocamos la masa en el molde y lo horneamos durante 25 minutos o hasta que notemos que está firme al tacto. Dejarlo enfríar durante 10 minutos en el molde y luego pasarlo a una rejilla para que se seque totalmente.



Preparar ahora las fresas con el vino. Calentar el vino en una sartén con la vainilla y el azúcar. Remover hasta que se disuelve todo el azúcar. Aumentar el fuego y dejarlo cocer durante 10 minutos mas.



Añadir la vainilla y el azúcar al vino y hervir hasta que se disuelva todo el azúcar y se forma un sirope.





Dejar enfríar y añadir las fresas y el vinagre balsámico. Servir un trocito y echar por encima el sirope con las fresas. 


¡LISTO!


16 comentarios

  1. Al fin alguien más que conoce la polenta!! Yo la utilizo para platos salados, hace tiempo publique un brazo de gitano, aunque frita o al horno tambien está buena. En bizcocho si que no la había probado nunca, pero parece interesante. besos guapa!!

    ResponderEliminar
  2. Con ese baño embriagador que le has dado al bizcocho la textura de la polenta se ha tenido que rendir a tus pies.
    Yo la he utilizado para dar el ultimo toque en el amasado de pizzas porque impide que se peguen, pero tengo ganas de comerla como la comen los argentinos.
    Un abrazo MªLuisa.
    Flori.

    ResponderEliminar
  3. Qué rico!!! el otro día compré yo un paquete de polenta y estoy investigando recetas. Probaré este tuyo y alguna que he visto por ahí que me ha gustado mucho.
    besos

    ResponderEliminar
  4. Ummmm no quiero ni pensar como estará este bizcocho con ese sirope.
    Besos

    ResponderEliminar
  5. Qué belleza de bizcocho y qué bien acompañado Mª Luisa, lo has explicado fenomenal, con todo lujo de detalles. Qué bueno!!!

    ResponderEliminar
  6. La verdad, es que nunca he probado la polenta, pero este bizcocho tuyo tiene una pinta buenísima, y ese acompañamiento de fresas al vino.... ummmm para acabarse la botella entera. Un abrazo.

    besosdecanelaymenta

    ResponderEliminar
  7. Bueno, tengo en el congelador dos kilos que compré en Lidl y al final no supe que hacer con ellos. Probaré que este bizcocho te quedó muy bien y también ¿frita? Veré como se hace. Besinos y buena semana María Luisa.

    ResponderEliminar
  8. Tengo muchísimas ganas de probar la polenta, por aquí la he buscado por todas partes y no hay manera de dar con ella.
    Te ha quedado un bizcocho de lujo, seguro que está delicioso.
    Un beso!

    ResponderEliminar
  9. Muassssssssssssss!!!! Gracias María Luisa, voy a ver.

    ResponderEliminar
  10. just beautiful! I love all the flavors in this!

    ResponderEliminar
  11. Que rico y que delicioso!me encanta tanto el dulce!besos

    ResponderEliminar
  12. Maria Luisa, cariño, que lujo de bizcocho, y que bien no lo has explicado, nunca lo he probado con polenta, pero tiene que ser un bocado delicioso, me ha gustado muchisimo. Un abrazo querida amiga, te quiero mucho

    ResponderEliminar
  13. Bueno pues yo nunca he probado la polenta, pero ya va siendo hora, cuando lo vi en facebook se me hacía la boca agua, mi hija esta mejor, solo con un pequeño dolor de espalda y en cuanto al cordero, yo use recental, que es más grande y cunde bastante, porque si pones lechal te da para dos o si es muy comilón para uno solo, besos preciosa
    Sofía

    ResponderEliminar
  14. Pues yo tengo polenta siempre por casa y además si me lo pones con esa maravilla por encima que te has marcado, sencillamente no puedo ni quiero evitarlo!

    Un beso enorme.

    ResponderEliminar
  15. Me queda la curiosidad por saber qué textura tenía finalmente el bizcocho, está bien probar de vez en cuando y hacer cosas diferentes. El corte se ve esponjoso

    Abrazos

    ResponderEliminar
  16. espectacular! bastante esponjoso, mi Marialuisa :) apuntado queda porque suelo comprar polenta y pongo poquitos en algunas masas pero un bizcocho tal cual no he hecho <3
    un besote!

    ResponderEliminar